lunes, 8 de junio de 2020

Agulles de Santa Àgueda


En la comarca de la Plana Alta de Castelló, encontramos el Parc Natural del Desert de les Palmes, y en él Les Agulles de Santa Àgueda, una espectacular formación de rodeno con infinidad de agujas que nos regalan unas espectaculares vistas al Mediterráneo.

Hacía mucho tiempo que tenía ganas de acercarme a Les Agulles de Santa Àgueda, así que aprovechando que la AP-7 ya es gratuita desde Salou hacia el Sur, quedé con Dani (Per Dalt i Per Baix) para recorrerlas y conocer su entorno, por lo que el viernes me fui hacia Betxí, donde Dani me alojó en su piso y me enseñó su bonito pueblo.

Ya al día siguiente quedamos con Jaime y Javi (La voz de la Terra) y nos acercamos al aparcamiento del Pla del Salandó donde dejamos la furgo y empezamos a caminar.

Todos listos para empezar la ruta

Lo primero que llama la atención es esa espectacular cresta escarpada de rodeno en mitad de una zona caliza, toda una maravilla.

Espectacular formación de rodeno

Observamos nuestro primer objetivo, l'Agullot

Antes de empezar con la ruta quiero dar las gracias a Dani por la gran foto que me hizo y que encabeza la entrada de hoy.

Primero vamos siguiendo un sendero que enseguida dejamos por nuestra izquierda para ir en busca de la arista Sur, uno de los caminos más directos, verticales, técnicos y divertidos para subir al punto más alto, l'Agullot.

Hoy me dejaré llevar por estos tres grandes montañeros

Vamos ya en busca de los hitos que nos marcarán el camino a seguir

El ascenso se va realizando por una sucesión de placas inclinadas de rodeno moteadas por preciosos pinos, todas ellas con muy ben agarre en las que las diversas fisuras que encontramos en ellas nos ayudan a progresar, y donde los diversos hitos nos van llevando siempre por el paso más evidente.

Empiezan a aparecer las primeras trepadas sencillas

Todo y no ser complicadas, la inclinación no nos da tregua

Las rocas se van alternando con zonas de placa

Las vistas empiezan a ser espectaculares todo y la calima

Los pinos van moteando el camino

Durante el ascenso también tendremos que cruzar por algún agujero, siempre disfrutando de unas bonitas vistas y los bonitos juegos de las caprichosas formas y taffonis tan característicos del rodeno.

Vamos aprovechando todas las gritas existentes para progresar mejor

Aparece el primer agujero

Aquí Dani me pilla en plena trepada

Ahora me tocaba a mi fotografiar a Dani

Menuda cara de felicidad, como se nota que te gusta subir a Les Agulles...

La subida no nos da tregua y cada vez nos vamos acercando más a los acantilados de la cara Oeste, hasta que llegamos a uno de los pasos más aéreos de la ruta, el que yo llamo el paso del pino, un paso en el que tendremos que cruzar por una repisa de poco más de tres palmos, con una caída vertical a la derecha, y justo en medio de ella, un pino que tendremos que "abrazar" para poder continuar.

La inclinación es considerable, uno no puede relajarse

Típica foto en el "clítoris"

Jaime de pronto aparece por un agujero

Ahora lo tenemos en el paso del pino

Aquí me tenéis a mi, completamente cagado...

Tras el paso, continuamos gestionando la cresta

Tras este paso delicado seguimos siempre bien cerca de la arista mientras vamos ganando metros, cada vez más cerca de la cima de l'Agullot.

Parece que la pendiente nos da una tregua

Pero enseguida vuelve a tirar hacia arriba

En todo momento intentamos ir pegados a la arista

La sensación de vacío en estos tramos impresiona mucho

Y por fin llegamos a l'Agullot

Y después de un buen rato subiendo llegamos a l'Agullot, donde las vistas son impresionantes, por lo que es el lugar perfecto para pararnos para comer algo mientras disfrutamos del lugar y de la soledad, ya que cosa rara, estuvimos solos durante todo el rato que estuvimos comiendo.

Vistas de la cresta por la que tendremos que transitar, con el Trampolín al fondo

Las vistas hacia el mar tampoco son mancas

De nuevo en danza ahora toca descender por una canal, que es por donde transcurre la vía normal de subida a l'Agullot, por lo que ahora, y durante unos metros iremos descendiendo hasta dar con un desvío que sale a nuestra derecha y que nos llevará a transitar durante un rato por la cara Oeste.

Ahora toca descender por esta estrecha canal

En algunos tramos encontramos sogas que nos facilitan el descenso

Enseguida volvemos a salir al cordal, para ahora transitar por la cara Este, siempre intentando seguir los puntos amarillos que nos marcan la ruta.

Volvemos a ganar el cordal

Siempre merece la pena pararse y mirar atrás

Como se observa, la inclinación siempre es considerable

Los "chemtrails" nos regalaron unas impresionantes fotos

Este tramo se hace muy entretenido, ya que vamos realizando trepadas, destrepes, cruzamos agujeros y nos maravillamos de los taffonis y los bonitos pinos que nos acompañan.

Enseguida nos tocará superar esa pared

Que siguiendo los puntos amarillos nos llevan a esta trepada

Aquí tenemos a Dani gestionándola sin problemas

El camino nos lleva sin darnos cuenta a uno de los puntos más emblemáticos de Les Agulles de Santa Àgeda, el Trampolín, al que subir, para alguien como yo que tiene bastante aprensión al vacío y las alturas, supone todo un reto llegar y estarse en él.

Espectaculares taffonis los que encontramos en esta zona

Y bonitos pasos

En la cima del Trampolín no me atreví a hacer muchas fotos...

Todas las fotos del Trampolín son de Dani y Jaime, ya que se turnaron a la hora de subir y así poder salir los dos en las fotos.

Espectacular foto, aun no se como me atreví a levantarme tan cerca de la punta

Esta foto es de minutos antes, estando sentado

En el otro extremo está Jaime, que no tiene miedo alguno a las alturas

Dani viene para poder aparecer él también en las fotos

Y Jaime le toma el relevo

Después de un buen rato en el dedo del Trampolín empezamos a bajar en diagonal por las empinadas placas de rodeno para ir de nuevo en busca del sendero.

Toca seguir por el cordal

Me encanta esta foto que me hizo Dani, por eso es la portada de la entrada

El camino nos lleva directamente a uno de los pasos más divertidos de la ruta, "el parto", una canal encajonada que se va estrechando hasta llevarnos a un estrecho agujero por el que se ha de salir, pareciendo que uno "nace" del rodeno al mirarlo desde el otro lado.

Hacia la luz que nos toca ir

Hay que ir buscando los apoyos con paciencia

Incluso en algún momento nos tocará avanzar en oposición

A punto de "nacer" del rodeno

Desde este punto, y siguiendo siempre el sendero, tenemos la posibilidad de subir alguna aguja más, como hicieron Dani, Javi y Jaime, quedándome yo unos metros por debajo.

Camino hacia la última aguja

Y tras ello, de vuelta a bajar

Tras esta visita el camino se va tornando más amable y nos va llevando directos en busca de un pequeño collado en el que enlazaremos con el sendero PR-CV-397.1, por el que en dirección Sur nos llevará de forma muy cómoda de nuevo al Pla del Salandó, donde daremos la ruta por finalizada.

Poco a poco las rocas van dejando paso a un sendero más pisado

Pisado, pero bien protegido por los matorrales

Por auqí también va descendiendo bastante rápido el camino

No podía faltar la foto de despedida, o mejor dicho, de un hasta la próxima

Pero el día no acababa, ya que nos acercamos hasta Benicàssim para terminar la ruta con una rica comida, bien regada de cerveza mientras comentábamos la ruta entre risas y buen rollo.

Quiero agradecer a Dani su hospitalidad y el haberme mostrado un rincón tan bonito de Castelló, y os animo a que leáis la crónica que escribió de esta preciosa ruta en su blog en el siguiente enlace: Agulles de Santa Àgueda, Edición 2020

A continuación os hago un pequeño resumen de los números de la ruta:
  • Tipo de ruta: Circular
  • Dificultad técnica: Muy difícil
  • Dificultad física: Media
  • Distancia: 7,71 Km
  • Punto más alto: 539 m
  • Punto más bajo: 95 m
  • Desnivel positivo: 570 m
  • Desnivel negativo: 570 m
  • Desnivel acumulado: 1.140 m
  • Cimas ascendidas: 1
  • Tiempo empleado: 4 hora 21 minutos
  • Tiempo en movimiento: 3 horas 26 minutos
  • Velocidad media: 1,73 Km/h
  • Ritmo: 34:40 min/Km

Os adjunto el track de Wikiloc de la ruta: Les Agulles de Santa Àgueda

Saludos!!!

15 comentarios:

  1. Hola David, me alegro que hayas conocido de primera mano cómo se las gasta el rodeno del Desert de les Palmes. Y nada mejor que hacerlo que de la mano de Dani y con el resto del equipo. Buenos conocedores del paraje y buenos anfitriones sin duda. Les Agulles son, como suelo catalogarlas, un parque de atracciones para los montañeros que no le hagan asco al vértigo. Diversión asegurada siempre con la debida precaución. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Paco,

      Me ha dejado enamorado el rodeno del Desert de les Palmes, menudo parque de atracciones que tenéis por allí, me lo pasé genial, y eso que yo tengo mucha aprensión al vacío y las alturas me dan mucho respeto.

      Ir con Dani, Javi y compañía siempre es sinónimo de aventura, risas y buen rollo, no se puede pedir más!!!

      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Hola David.

    No me canso nunca de ver las agulles, tanto desde Benicassim (que las tengo muy vistas, ya que llevo viajando a este pueblo desde hace ya casi 20 años) como desde dentro con vuestras entradas. El Desert es un lugar altamente peculiar y muy llamativo y les Agulles es como su culminación montañera.

    Es tan potente veros recorrer esos bordes como el paso del pino como visualmente las fotos del naranja con el cielo. Si la semana que viene Javi pone la entrada la volvería a ver embobado porque es una ruta 10.
    Ah bueno y del grupo ya me imagino, risas, buen rollo, y para terminar comida en el Torreón viendo el mar. Envidia sana que me dais ;-)

    Salud y agulles a punta pala!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Toni,

      Uno nunca se cansa de ver semejante maravilla de rodeno, por mucho que lleves toda la vida maravillándote, y en mi caso no tiene perdón, que paso siempre por delante para ir a Montanejos...

      Mira que yo tengo aprensión al vacío y me dan mucho respeto las alturas, pero el poder recorrer esa preciosa cresta hace que valga la pena apretar un poco el culillo y difrutar de las vistas y, como dices, del contraste entre el azul del cielo y el anaranjado del rodeno.

      Te imaginas bien, todo el día fueron risas, buen rollito, anécdotas, y como colofón fina, una buena comida en el Torreón.

      Salud, Agulles y buen rollito!!!

      Eliminar
  3. Hola David.

    Recuerdo que cuando nos despedimos esa tarde te pregunté que para cuando iba a ser la crónica, y cuando me dijiste que para junio pensé, "joder, cuanto tiempo", pues mira, en un abrir y cerrar de ojos, y con una pandemia y un confinamiento de por medio, ya ha pasado todo ese tiempo y ya tenemos aquí tu crónica.
    Ha sido bonito revivir ya no solo esa estupenda mañana de monte que pasamos en les Agulles, sino también todo el cómputo total del fin de semana, con esas cervezas y cena en Betxí y la comida posterior a la ruta en la playa del Torreón. Respecto a les Agulles ya sabía yo que este recorrido no te iba a dejar indiferente y aunque pasaste un poco de canguelo en algunos pasos se nota a la legua que disfutaste un montón, de lo cual me alegré mucho.
    Y nada, las gracias te las doy a ti, por venir desde Sabadell expresamente a hacer les Agulles, lo cual significa que son un objetivo montañero de primer orden, y también por venir a visitarnos, que ya sabes que lo puedes hacer todas las veces que quieras.

    Un abrazo y a ver si nos podemos ver este verano!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Dani,

      Antes de nada, muchas gracias por tu hospitalidad, me lo pasé genial, tanto en la cena y las birras del viernes como durante la ruta y comida del sábado.

      Meduga gozada poder descubrir Les Agulles de tu mano, y encima subiendo por un lugar poco frecuentado y mucho más aventurero, que siempre es de agradecer.

      Canguelo es poco, se me puso el culillo bien prieto, sobretodo en el paso del pino y en el Trampolín, pero bueno, es el precio a pagar para poder disfrutar de un entorno tan privilegiado.

      A ver cuando puedes venirte por Sabadell, que te tengo preparada una ruta para conocer el Parc Natural de Sant Llorenç del Munt i l'Obac.

      Un abrazo!!!

      Eliminar
  4. Yeee!! David

    Que bueno eso de juntarnos los cuatro en les Agulles. Fue un verdadero placer compartir esta ruta con tres enamorados del monte y el rodeno. Que como pudiste comprobar tiene unas formas y un tacto muy peculiar.

    Y eso es lo que tiene el monte, que como dices genera buen rollo y satisfacciones y claro si tiene un final comiendo cerca del mar, es ya la hostia!!

    Sin duda para repetir.

    Saludos desconfinados, jajaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javi!!!

      Menudo equipo que formamos... jejeje. Esto tenemos que intentar repetirlo más ahora que ya no hay tanto peage, pero ahora os toca a vosotros, que os tengo preparada una rutilla muy guapa por Sant Llorenç del Munt... jejeje

      No hay nada como el monte para generar buen rollo, bueno, y unas cervecillas también ayudan... jejeje

      Un abrazo!!!

      Eliminar
  5. Hola David.

    Hace tiempo que le tengo echado el ojo a les Agulles de Santa Àgueda, pero con lo a desmano que me queda, sigue en la lista de pendientes y lo peor, es que estará por largo tiempo.

    Siempre que la veo, se me hace raro ver está montaña de rodeo en medio de una zona desértica, toda una rareza de la naturaleza, que a formando este parque de atracciones natural, que ofrece un recorrido muy entretenido, donde su punto de dificultad, lo ponen algunos pasos bastante aéreos, que a mi como te paso a ti, me pondría el culo bien cerrado, como en el paso del Pino o en la subida al Tranpolín.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿les Agulles de Santa Àgueda?, ¿en mitad de una zona desértica?, o no te has informado bien de donde están o tenemos un concepto distinto de la palabra desierto.

      Eliminar
    2. Hola Dani.

      Mi concepto de desierto, es el que tengo en la puerta de casa (desierto de los Monegros) y que no hace mucho leíste auna entrada que hice en mi blog, por eso al leer Desert me ha llevado a mi error, tan fácil como eso.

      Un saludo

      Eliminar
    3. Hola Eduardo,

      Les Agulles son una auténtica belleza y bien merece chuparse unas horas de coche con tal de poder disfrutar de esta maravilla, tanto a nivel paisajísitco, como geológico y montañero.

      En ocasiones nos metemos viajes de un montón de horas para subir una cumbre en Pirineos, Alpes, Picos de Europa o Sierra Nevada, para mi tiene tanta belleza y valor esta zona como cualquier otra, y es que no hay montañas más bonitas unas que otras, cada rincón tiene su belleza y está en maravillarse de esa belleza y disfrutar del momento y el rincón en el que nos encontramos.

      Salud y montaña.

      Eliminar
  6. Hola David!
    Doncs si, només arribar el que més impressiona és la cresta!
    Hi ha moltes trepades a aquesta ruta i algunes es veuen complicades!! Però com que teniu un bon nivell per vosaltres no és res encara que diguis que a vegades anaves cagadet jo no m'ho crec.
    Que curiosa la roca que s'anomena clitoris. Perquè es dirà així? Jajajaja
    Et van fer tot un reportatge de fotos i que maques!! El Dani és un crack i ja et tocava també tenir records de rutes on tu surtis a les fotos!! Coincideixo amb tu que la foto de portada és molt maca.
    La foto del trampolin també és preciosa.
    M'agrada molt que facis rutes tan xules amb gent que genera tan bon rotllo i amb qui gaudir del que més t'agrada!!!
    Segueix així gaudint la vida plenament com fas fins ara.
    Petons,
    Txell

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Txell,

      Ja saps que les alçades hem fan molt de respecte, potser més quan estàs tu a prop d'un cingle que no pas jo... jejeje

      Dani hem va fer una senyora foto, es mereixia ser la portada de totes totes.

      A veure si més endevant podem quedar més, que ens ho vem pasar molt be.

      Petons!!!

      Eliminar
  7. ¡Hola, David! Ya leí la crónica en el blog de Dani. Entre lo aventurera de la ruta y el equipo que formásteis, todo un rutón para la historia. Espectacular y "adrenalítica", pero valió la pena, ¿verdad?
    Un abrazo.

    ResponderEliminar